Asesoramiento a Padres: un lugar de escucha alternativa

0
175
asesoramiento_psicologico_a_padres

Asesoramiento a Padres: un lugar de escucha alternativa

 

¿Por qué consultan los padres?

A diferencia de la intervención clínica de niños o adolescentes, donde también trabajamos con la familia, en el asesoramiento nos centramos en el lugar de los padres. Buscamos entender por qué consultan, qué les preocupa sobre su(s) hijo(s), sobre su rol de padres, su estilo de vida, el ejercicio de la crianza, cómo afrontar las demandas actuales, qué elementos de la dinámica les inquietan o se ven con dificultad para afrontar solos.

¿Cuál es el lugar de los padres en el asesoramiento?

La madre, el padre, el cuidador o el equipo parental a cargo tiene un papel activo y esencial. Asiste a consulta exponiendo sus preocupaciones, interrogantes y revisando en conjunto todos los recursos que se han puesto en marcha hasta el momento, describiendo su lugar como adulto, haciendo énfasis en aquello que resulta importante y valorado en su familia, y detallando aquello en lo que requiere apoyo.

¿Cuál es el lugar del psicólogo en el asesoramiento?

El psicólogo ayudará a ubicar dónde se aloja la demanda familiar, así como a discernir si se requiere alguna intervención terapéutica diferente (evaluación psicológica, psicoterapia infantil, psicoterapia para el adulto, etc.).

La labor se orientará también a discriminar señales de alarma que requieren intervención, de otras situaciones evolutivamente esperadas. Las rabietas y los miedos, por ejemplo, son elementos del orden del desarrollo esperado. Si se presentan dentro del curso de lo evolutivo, podremos evaluar qué quieren comunicar en un momento dado, cómo podemos escucharlas y acompañarlas ofreciendo un lugar distinto al de la temida o exclusiva mirada patológica.

Vamos a prestar atención a lo que sucede en tu familia, contigo, tu pareja, cuando lo llevan al cole, en el juego con la hermana, cuando va a natación o en el compartir con los abuelos; organizaremos juntos la información sobre lo que ocurre, lo que les alegra y lo que les preocupa; potenciaremos la capacidad de sintonizar con las necesidades familiares y activaremos una escucha alternativa para afrontar los problemas, trabajando para desarrollar un potencial de cambio y fortaleciendo estrategias vinculares.

¿Cuál es el lugar de la consulta?

Se trata de un espacio de escucha activa y orientación. El asesoramiento NO pretende imponer un modo de criar, tampoco destituir el lugar de los padres, al contrario, busca afianzar su lugar correspondiente: una autoridad (no autoritaria) amorosa, sensible, informada, atenta y conectada con las necesidades de su(s) hijo(s).

No vamos a reproducir pautas externas desconectadas de la forma de vida familiar. Las
recomendaciones solo hallarán sentido si lo tienen para la familia en cuestión. Por eso es tan importante escuchar de forma atenta, y no solo ofrecer sugerencias generales o descontextualizadas.

¿En qué puede ayudar el asesoramiento?

Ubicar el lugar de la consulta o malestar dentro de un contexto familiar y social particular ayudará a entender qué rol juega cada miembro, cómo están constituidos esos vínculos y qué se puede hacer para fortalecer estrategias familiares y potenciar los recursos con los que ya cuentan los padres que consultan, porque sí, ¡cuentan con muchos!

En resumen, el asesoramiento a padres abre  un espacio para oír a los padres. Se trata de otra forma de acompañar a transitar la crianza, apostando al saber de su familia y acompañando a reconectar de manera consciente con las necesidades.